02 junio 2008

EN LAS TIERRAS DE GOLIAT

Qué gran placer es hablar sobre un libro de un amigo y más si, como en esta ocasión, se trata de una obra de gran calidad, de un auténtico trallazo. El viernes pasado David González recitó en Fuenlabrada en un acto organizado por nuestros compañeros de Esfera de Letras, un acto por otra parte extraordinario, perfectamente preparado y con una esperanzadora buena asistencia de público. Allí tuvimos ocasión de conocer a otros grandes escritores (y grandes personas también) de los que hablaremos pronto: El Kebran, Ana Pérez Cañamares, Gsus Bonilla, Luna...

En cualquier caso, y para continuar con "En las Tierras de Goliat", quiero destacar un pequeño detalle que se produjo en dicho recital: Lo primero que hizo David González cuando acabo de recitar no fue saludar al público, ni saludar a nadie, ni beber agua, ni llamar por teléfono, ni sacarle la lengua al retrato del rey que decoraba la sala, ni cualquier otra cosa que podría perfectamente haber hecho. No. Lo primero que hizo cuando terminó fue regalarme el ejemplar de éste su último libro, el mismo libro que había utilizado para su recital, con las páginas dobladas y marcadas por los poemas que tenía pensado leer. Si a ello sumamos que quiso dedicarnos la lectura a Esteban y a mí, sobra decir que el detallazo no me dejó indiferente y que prácticamente en cuanto llegué a casa (varias horas más tarde y en condiciones poco propicias para la lectura comprensiva) me dispuse a devorar impacientemente las páginas del libro sin más ni más.

Para empezar la portada es tremenda: lleva por título "Abortion pills that cause severe bleeding" y es de la genial ilustradora y diseñadora israelí Ruth Gwily... pero si nos atrevemos a abrir el libro y a leer lo que se cuece dentro, nos encontraremos de nuevo de lleno en el mundo de David González, un mundo que en este libro está perfectamente compuesto, pulido y trabado, dando con ello una sensación de solidez poética que aporta todavía mayor realismo si cabe a los descarnados poemas y a los dos sorprendentes relatos que contiene esta pequeña joya.

"En las tierras de Goliat" es un libro que sin duda supera y con mucho a los ya de por sí grandes poemarios a los que David nos tiene acostumbrados y que nos acerca vertiginosamente a su autor, tal vez más de lo que un lector paniaguado pueda soportar. Pero para el lector común, el lector que busque Verdad, Ingenio, Autenticidad, Actitud, Sorpresa, Risa, Reflexión, Llanto y en dos palabras VIDA y LITERATURA con mayúsculas, este libro le deparará un viaje sin duda inolvidable. Ya estás tardando en pillártelo.

Para terminar no me puedo resistir a subir un poema que me ha gustado especialmente y que creo que viene a corroborar todo este rollo que cuento:

La poesía es un sacrificio, no una conquista
Varlam Shalámov

GALERADAS

me concedo el capricho
- porque no deja de ser un capricho -
de una pulsera de plata de ley,
plata maciza,
de la marca española de regalos
y bisutería uno de 50:
una pulsera de plata de ley,
plata maciza repito,
de eslabones gruesos y pesados
y cierre rectangular
como la hebilla del cinto
de mi padre:

una pulsera de plata de ley
que me llevo puesta de la tienda
en la muñeca
que sostiene el bolígrafo
con que habitualmente escribo

una pulsera de plata de ley que,
como pronto voy a descubrir,
además de satisfacer mi vanidad
desempeña otro papel:

el sonido de sus eslabones,
al chocar entre sí
o contra la superficie de mi mesa
cuando empiezo a emborronar
una cuartilla tras otra,
ese sonido, unido a su peso,
hace que la poesía que escribo
no despegue sus versos del suelo
y tenga presente, siempre presente,
bien presentes
las cadenas
que todavía arrastra.

* * *

¡Ay David! Has escrito un poema que debería tener cada escritor, cada artista en general, cada político (especialmente los que se dicen de izquierda), cada profesional (y aquí me incluyo yo) delante nuestro antes de dejarnos llevar por los cantos de sirena, tan habituales en esta sociedad que hemos creado y que a fin de cuentas mantenemos entre todos.
¡Salud!
Antonio

2 Comentarios

2 Comentarios:

A las junio 02, 2008 5:56 p. m., Blogger kebrantaversos dijo:

pues DAVID es eso, simplemente la PUTA VIDA REAL, y de la que cada vez nos damos menos cuenta
un abrazo fuerte
EL KEBRAN

 
A las junio 04, 2008 7:38 p. m., Blogger BACO dijo:

Estoy de acuerdo, compañero. Suenan los eslabones de la esclava a cada palabra que arrastro por mi cerebro.
Y no estoy de acuerdo, compañero. En ALGO QUE DECLARAR, el anterior poemario, también hay dinamita del mismo calibre.
Para terminar, ¿qué me dices de “La caza espiritual”?
Así es. Todo lo que leo y veo me influye al igual que a él, pero yo no cito las “fuentes”, y debería hacerlo.
Un abrazo.

 

Publicar un comentario

<< Volver a la Página Principal